1. Noticias
  2. Accidentes de trafico
  3. Accidente de tráfico bajo los efectos del alcohol
Accidentes de trafico
Accidente de tráfico bajo los efectos del alcohol

Accidente de tráfico bajo los efectos del alcohol

Los accidentes provocados por encontrarse el conductor culpable del siniestro bajo los efectos del alcohol u otras sustancias estupefacientes, pueden tener graves consecuencias. Conducir tras haber consumido algunas de estas sustancias, no es una buena idea, no sólo pondrás en riesgo tu vida sino también pondrás en riesgo la vida de los demás conductores y de los peatones que transitan por la calles.

Si te ves involucrado como víctima en un siniestro donde el contrario comete un delito contra la seguridad vial, necesitarás una orientación como la que ofrecemos en Defensa Total, líderes en reclamación de indemnizaciones por accidentes de tráfico. Nuestro equipo de abogados especializados en accidentes de tráfico, se pondrá manos a la obra para obtener el mejor beneficio para ti. Llama al 900 802 102 o contáctanos por WhatsApp.

Si te ves involucrado en un accidente de tráfico y dicho siniestro ha sido provocado por una persona que ha cometido un delito contra la seguridad vial según nuestro Código Penal, (Exceso de Velocidad, Conducir Bajo los Efectos de Alcohol o Drogas, Conducir de Forma Temeraria, Conducir con Manifiesto Desprecio por la Vida de los Demás, Abandono del Lugar del Accidente, etc.), el trasgresor tendrá un serio problema, pues se tramitará por la vía penal, tendrá que hacerse cargo de la reparación de todo el daño ocasionado y deberá enfrentarse a penas de prisión, retirada del carnet y multas económicas.

 Siempre es bueno tener contratado un abogado especialista en accidentes de tráfico, para conseguir la máxima indemnización en este tipo de procedimientos.

¿Qué puedo hacer si sufro un accidente de tráfico por culpa de un conductor que se encuentra bajo los efectos del alcohol?

Casi todos los accidentes de tráfico de este tipo, son más comunes por la noche, debido a que es más habitual el consumo de este tipo de sustancias.

El conductor, tras el consumo de estas sustancias, no se encuentra consciente del todo, sus reflejos merman, así como la sensación de riesgo y su capacidad de reacción disminuyen a las mínimas, siendo un peligro para otros conductores y para los peatones.

Tras el accidente, la policía se personará en el lugar del siniestro y procederá a realizar las acciones debidas, como la prueba de alcoholemia y de otras drogas, para descubrir si alguno sobrepasa la tasa de alcohol permitida por la Ley.

Si sufres un accidente y el culpable del siniestro da positivo en alcoholemia u otras sustancias estupefacientes, la reclamación se tramitará a través de un procedimiento judicial y será necesario un abogado para que se persone en dicho tribunal y pueda aportar toda la documentación médica al Juzgado, así como solicitar que el lesionado sea examinado por el médico forense del juzgado para así conseguir una mayor indemnización.

¿En qué casos pueden suceder estos accidentes?

Pueden darse tres casos cuando se sufre un accidente de tráfico por culpa de un conductor que circula bajo los efectos del alcohol u otras sustancias estupefacientes. En función del suceso que ha ocurrido se tiene derecho a solicitar una indemnización por lo ocurrido.

  • Conductor ebrio y responsable del accidente: Si el conductor responsable del siniestro tiene unos niveles de tasa de alcohol por encima de lo permitido, irá directo a un procedimiento penal. La Fiscalía, en estos casos, solicitará la retirada del carnet, una multa y dependiendo del daño ocasionado, pena de prisión.

La aseguradora del responsable del accidente pagará al lesionado la indemnización que los abogados del afectado consigan y tras finalizar el procedimiento penal, la propia aseguradora de su vehículo reclamará todo el gasto ocasionado al conductor ebrio, pudiendo hacerlo incluso a través de un nuevo procedimiento judicial.

  • Conductor ebrio, pero no responsable del accidente: Tiene que quedar claro que, por dar positivo en la prueba, no necesariamente eres el culpable del accidente. Un conductor puede dar positivo, pero al mismo tiempo ser la víctima, debido a que el conductor contrario ha cometido una negligencia que provoca el accidente. La indemnización, por tanto, le corresponde a la víctima, aunque haya dado positivo. No obstante, en estos casos, el conductor ebrio no se librará de que la policía inicie un procedimiento para imponerle una sanción, aunque no haya sido el culpable del siniestro.
  • Pasajeros del vehículo: Les corresponderá en todos los casos indemnización, pero se hará cargo siempre la aseguradora del vehículo que provoca el siniestro, independientemente de qué conductor de positivo en alcohol o drogas.

No lo dudes y ponte en contacto con Defensa Total Abogados lo antes posible para poder asesorarte de la mejor forma posible de la mano de nuestro equipo de especialistas en la materia.

También te puede interesar:

Entrada siguiente
Accidente de tráfico en autobús
Entrada anterior
Accidente de tráfico por saltarse un stop